De la pagina web de las FARC-EP

Primero de mayo, día del trabajo

"Proletarios de todos los países, uníos" -Carlos Marx y Federico Engels

Hace más de 162 años, los más grandes pensadores e ideólogos de la clase proletaria, Marx y Engels, unidos por una amistad sin antecedentes en la historia humana, invitaban a través del Manifiesto Comunista a la unidad, fraternidad y solidaridad entre los explotados del mundo. Estos dos gigantes del pensamiento e incansables obreros de la inteligencia armaron ideológicamente al proletariado, le crearon conciencia de clase, y lo más importante, descubrieron científicamente la misión histórico-universal transformadora de ésta, de sepultar a la burguesía como clase, y sobre la tumba de ella edificar una nueva sociedad sin clases, donde el hombre deje de ser “lobo del hombre”.

Desde entonces esta verdad científica viene abriéndose paso a empellones a través de los intrincados fenómenos sociales, pero nunca antes como hoy, esta gran verdad se había vuelto tan evidente por lo tangible, ante la incapacidad física y moral de la burguesía para seguir administrando nuestra Casa Planeta, donde la irracionalidad de la ganancia y el insaciable apetito de lucro, asentado en la propiedad privada sobre los medios de producción social, ha ocasionado una profunda crisis de carácter sistémica, como lo son las crisis económica, alimentaria, energética y climática, cuya coincidencia en el tiempo y lugar tiene a todas las especies vivas, incluyendo a la especie humana, al borde de su desaparición, donde la célebre frase de Rosa Luxemburgo: “Socialismo o barbarie” ha sufrido modificaciones, adquiriendo un carácter mucho más catastrófico, donde el Socialismo deja ya de ser una opción como alternativa política, para convertirse en una necesidad como única forma de preservar la vida sobre la Madre Tierra, de tal manera que todas las especies vivas están bajo el inequívoco dilema de: “Socialismo o muerte”; “Socialismo o destrucción total”; “Socialismo o desaparición de todos los seres vivos que hoy día habitan la Tierra”.

La Cumbre Climática realizada en Copenhague (Dinamarca) marcada por el egoísmo burgués y la abierta contradicción entre las leyes objetivas del desarrollo y la propia existencia del Capitalismo como Sistema, puso de manifiesto que el destino de nuestro Planeta no puede estar en manos de quienes como clase ya han cumplido su papel histórico y han puesto a la humanidad y al Planeta al borde de su completa desaparición, sino en manos de los pueblos y de las fuerzas progresistas del mundo, que encarnan lo nuevo, el desarrollo, el futuro y la vida misma, como quedó demostrado en la reciente cumbre del 21 de abril en Cochabamba (Bolivia) sobre el Cambio Climático y los derechos de la Madre Tierra, promovida por las organizaciones sociales y liderada por el presidente Evo Morales y los indígenas, con participación de 135 países.

En este 1º de Mayo y bajo este contexto mundial, las FARC-EP saludan a la clase obrera colombiana y a todos los trabajadores, quienes tienen la particular y transcendental tarea de organizarse bajo la divisa del momento: la unidad, para reconquistar en las calles sus históricos derechos ganados en largas y cruentas jornadas de lucha, y pisoteados por Uribe; como han sido la eliminación de la Prima de Junio para los pensionados, lo mismo que la Prima de Antigüedad; el aumento de la edad para pensionarse, y lógico, el aumento de las semanas de cotización para poderse pensionar; por haber acabado con la estabilidad laboral; por el cierre de hospitales; por el aumento de las tarifas de los Servicios Públicos; por eliminar cientos de empleos; por subir el IVA y ampliarlo a varios artículos de primera necesidad, por aumentar los impuestos indirectos, entre ellos el 4 por mil; por el permanente, bajo cualquier pretexto, aumento del precio de la gasolina; por el desvergonzado intento (ya fue tumbado por la Corte Suprema) y bajo el “paraguas” de la “Emergencia Social”, a través de 16 decretos, imponer un servicio de salud inhumano y abiertamente clasista, donde desaparecía la tutela para los tratamientos de alto costo y los pacientes deberían cubrirlos con sus ahorros, cesantías y patrimonio; se descalificaba a los profesionales de la Salud y se mercantilizaba aún más los servicios.

En el momento hay 22 grupos paramilitares delinquiendo con aproximadamente 11.000 hombres en armas; el mismo número y la misma cantidad que en el año 2002, cuando recibió el mandato Uribe Vélez. De esta forma la “Seguridad Democrática” puede resumirse como la guerra total contra el pueblo, caracterizada por la “Constante violación a los derechos humanos, las diarias infracciones contra el Derecho Internacional Humanitario, la criminalización, persecución…” y “chuzada” a la oposición política, el exilio y el desplazamiento forzado.

Nunca antes para un pueblo una noche de tortura había sido tan larga ni la negación de la vida en todas sus expresiones tan prolongada, como durante los 8 años de “Seguridad Democrática”, donde cerca de 20 millones de compatriotas se encuentran en la pobreza, 9 millones en la miseria absoluta, 4 millones de desplazados, donde 1.250 personas, en su mayoría mujeres y niños son en promedio desarraigadas forzosamente de sus tierras cada 24 horas; 8.000 desaparecidos; entre 1998 y 2008 fueron asesinados 1.365 indígenas; 1.300 compatriotas asesinados a sangre fría en los “falsos positivos” por la Fuerza Pública, entre los años 2002 a 2009, obedeciendo órdenes del ministro de defensa Juan Manuel Santos; entre el 2002 y 2009 más de 479 sindicalistas han sido asesinados.

Durante este gobierno de crimen, para-política, narcotráfico, mafia y corrupción las instituciones estatales, salvo algunas excepciones, se han degradado tanto, que ya huelen fétido y los funcionarios parecen ser la reencarnación viva del Monstruo de la Casa de Nari: 133 congresistas y ex congresistas han sido investigados por sus nexos con paramilitares; también son investigados por delitos graves como asesinato y desapariciones forzadas 14 ex gobernadores, 7 ex diputados y 35 ex alcaldes, la gran mayoría pertenecientes al partido del actual presidente de la República.

La obsesión por desprestigiar a la Corte Suprema está inspirada en el instinto de conservación de Uribe y todos sus secuaces implicados en paramilitarismo y crímenes de lesa humanidad, lo mismo que el terror que les da, de que el futuro presidente llegue a hacer alguien que no esté vinculado a la moto sierra, a la para-política, al narcotráfico y a la corrupción, porque de antemano éste nuevo huésped de la Casa de Nariño permitirá que se investiguen todas las matanzas, crímenes y hechos corruptos que se han “cocinado” al interior de la Casa Presidencial, como el caso Tasmania y el complot contra la Corte, donde, fuera del Presidente, están implicados Santiago y Mario Uribe (Hermano y primo hermano respectivamente de Uribe); la Yidis política, el misterioso asesinato de Francisco Villalba, único paramilitar testigo y participante de la matanza de El Aro (Antioquia), quien acusaba directamente al Primer Mandatario de haberles dado la orden, en presencia de Carlos Castaño, Mancusso y Santiago Uribe, cuando el señor Presidente era gobernador de Antioquia.

La imposición de un modelo económico (El modelo Neoliberal) que destruye la biodiversidad, que generaliza y profundiza la pobreza al tiempo que concentra la riqueza en pocas manos, privilegiando al capital especulativo y usurero, lo que explica que en Colombia con un crecimiento del 1,9 % en el 2009, con una cifra de desempleo superior al 14,6%, de las más altas en América Latina, el 52% de la población ocupada en la economía del “rebusque”, los bancos y el sistema financiero reportaron utilidades superiores a los 8,6 billones de pesos, donde Julio Mario Santo Domingo ganó 2.000 millones de dólares y Luis Carlos Sarmiento Angulo 3.200 millones, el mismo año (2009) donde todo el mundo obtuvo pérdidas a raíz de la crisis del sistema financiero mundial. Cuánta razón tenía Balzac al afirmar: “Que en toda gran riqueza hay más de un crimen”.

Todas nuestras riquezas naturales han sido entregadas a la voracidad del capital extranjero, bajo contratos dolosos. Las empresas más rentables del país han sido regaladas y privatizadas como Telecom y Granahorrar. Todo se está feriando, hasta el aire que respiramos. El robo de Agro Ingreso Seguro es un monumento a la corrupción y Carimagua una perversidad y una burla cruel contra los desplazados. Las “chuzadas” un atentado al Estado de Derecho y una expresión más de un Estado policiaco. El nuevo Congreso fruto del clientelismo, la compra de votos, intimidación y fraude está integrado en su gran mayoría por grises personajes vinculados al paramilitarismo y al narcotráfico, afiliados al uribismo y presagio de la prolongación de tempestades de sangre y corrupción.

Nunca antes, con ningún gobierno, por entreguista que éste hubiera sido, se pisoteó tanto nuestra soberanía como con el apátrida de Álvaro Uribe Vélez, donde Colombia prácticamente ha sido anexada a los Estados Unidos en calidad de colonia, donde con 7 bases militares gringas en sus propias entrañas ha perdido identidad por ausencia de soberanía, mientras el gringo invasor goza de impunidad para dar rienda suelta a sus aberraciones sexuales, como sucedió con la niña de 12 años violada en el Tolima, y desbocar sus instintos criminales bajo los efectos de la drogadicción, mientras los entreguistas y vende patria de ultraderecha, vasallos sin calificativos, inclinan la cerviz y doblan la rodilla para besar la bota yankee, orgullosos de haber sido escogidos por el amo para la deshonra.

Es urgente que el pueblo saque de la Casa de Nariño a los despreciables inquilinos para poner fin a sus censurables métodos mafiosos, sus prácticas criminales y sus conductas corruptas.

La salud de nuestra Patria reclama un gobierno de unidad, pluripartidista, de reconciliación y reconstrucción nacional, que por la vía política solucione el conflicto social y armado que vive la nación, que haga de Colombia un país libre y soberano, donde la justicia social sea el faro que alumbre la ruta del socialismo, sin explotados ni explotadores.

¡Viva el Día Internacional del Trabajo!

¡Viva la Patria Grande y el Socialismo!

¡Viva el Bicentenario de nuestra primera Independencia!

 

Secretariado del Estado Mayor Central, FARC-EP
Abril 30 de 2010, montañas de Colombia.

 

 

Freedom Road Socialist Organization is a Marxist-Leninist organization in the United States. This website contains information about our organization, our politics and some of our activities in the people's movements.
www.frso.org | email us | PO Box 87613, Chicago, IL 60680-0613, USA